Seleccionar página

 

Las cremas antiarrugas, podríamos decir que son dentro del mundo de la cosmética, de esos productos que tenemos, “más o menos”, controlados. Ese “complemento” que nos ponemos todas las mañanas antes de salir de casa, casi de manera automática.
Pero, ¿realmente sabemos todo acerca de estos productos antiaging?
 
En el 1, 2, 3  Consejo Cosmetológico Exprés de esta semana te contamos: “3 cosas que quizá no sabes sobre las cremas antiarrugas”.

 
Hidratante y Antienvejecimiento

 





Seguramente estás leyendo esto, y ya usas una crema antiarrugas. Antes de haberla comprado, habrás investigado mucho acerca del tema, porque lo que sobran en el mercado, son cremas antiarrugas. Tanto si ya las usas, como si estás pensando en hacerlo, hay algo que debes saber.

 

1.- ¿A qué edad debo empezar a utilizar una crema antiarrugas?
      
No hay edad concreta para empezar a utilizar una crema antiarrugas.
Para unas mujeres puedes ser alrededor de los 30, y para otras puede ser más cerca de los 40. Es importante observar nuestra piel, e ir adaptando la rutina de belleza a las diferentes necesidades.
En un momento notaremos que nuestra crema hidratante no corrige ciertos aspectos que van apareciendo. Es el momento de comenzar a utilizar un tratamiento que mejore la calidad, y que prevenga también la aparición de las primeras arrugas.

 

2.- Las cremas antiarrugas no sólo actúan sobre las arrugas.

Con el paso del tiempo aparece también en la piel pérdida de firmeza y elasticidad, signos de fatiga, tono apagado o líneas de expresión más marcadas. Por eso cuando elijas una crema hidratante, es importante  que sea un tratamiento antienvejecimiento global, para tratar todos lo signos del paso del tiempo.

 

3.- No es suficiente con una crema antiedad

Cuando comenzamos a notar que la piel necesita más tratamiento, la rutina antiedad perfecta debe ser más completa: sérum antiedad + contorno de ojos + cremas antiarrugas + protección solar.

Recordar que el sérum, tiene una mayor concentración que las cremas, pero nunca debe aplicarse sólo, siempre hay que aplicar la crema encima.

En cuanto al contorno de ojos, cualquier edad es buena para comenzar a usarla, ya que la piel de esa zona es la más fina de todo nuestro cuerpo. Prácticamente no tiene glándulas sebáceas, y tiende a deshidratarse más fácilmente. Por eso, siempre que utilizamos la crema hidratante, deberíamos utilizar el contorno de ojos.

 

Share This